Windows 10

WINDOWS VUELVE A SUS ORÍGENES

Microsoft ha desvelado su nueva versión de Windows, con la que pretende devolver al usuario el formato familiar y tradicional. Tratando de regresar a la sencillez que muchos extrañaban.

Windows 8, con el que la compañía quiso renovar  la manera de ver su sistema operativo tratando de acercarlo a esta era de pantallas táctiles resultó demasiado arriesgado,  ya que acabó con la simplicidad de Windows 7 llevando a  la confusión a los usuarios.

El nuevo sistema operativo presentado, Windows 10, tiene como característica principal la compatibilidad con una amplia variedad de dispositivos. Desde Microsoft apuntan que el sistema se adaptará a los wearables, dispositivos del “Internet de las cosas”, las consolas Xbox y hasta a los grandes centros de datos empresariales.

Anunciadas por Microsoft, las aplicaciones universales, llegan para dar a los desarrolladores la posibilidad de crear sus aplicaciones una sola vez, y que esta sea compatible con los diferentes tipos de dispositivos. Por tanto sólo habrá una Windows Store.

Desde la marca lo describen como “nuestro sistema operativo más integrador, convirtiéndose en el mejor lanzamiento que Microsoft haya hecho destinado a clientes empresariales”. “Diseñado para cumplir las necesidades empresariales sin complicaciones; la seguridad ha sido una de las áreas en las que se ha enfocado la empresa, otorgando mejora de identidades de usuario, para reducir robos de datos”.

Hasta hora, podemos adelantar como novedoso la disponibilidad desde hoy de la versión Technical Preview para PC, para fabricantes y desarrolladores. Un primer paso de lo que será Windows 10.

Windows 10

Recupera, también,  el clásico menú de inicio.  Con la lista de aplicaciones tradicionales en un lado, y en el otro un espacio personalizable con los accesos directos a páginas o programas favoritos.

Las “apps de ventana” apuntan que las aplicaciones de la tienda de Windows se pueden usar de la forma en la que se utilizan los programas de escritorio. Se puede mover y cambiar de tamaño; con los iconos clásicos para maximizar, minimizar y cerrar.

La multipantalla se mejora, pudiendo utilizar hasta cuatro aplicaciones en pantalla de forma simultánea. Despliegue que llega también a los escritorios, con la incorporación de los “escritorios múltiples”.

Cambiar parte de la interfaz del sistema, según el dispositivo en el que se esté trabajando, es lo que permite Continuum. Algo útil en la Surface. Cuando se desconecta el teclado y queda sólo el dispositivo como tableta, aparecerá la opción de cambiar la visualización por una más amigable y adecuada para tablets.

Desde Microsoft se apunta que Windows 10 será “familiar” para el entorno de empresas, mucho más sencillo de usar.

Se espera su llegada al mercado a final de 2015.